Comparativa entre Google Maps para Android y Google Maps para iPhone

| diciembre 28, 2012 | 0 Comentarios

Si hay una aplicación de la que siempre han presumido los usuarios de Android esa era Google Maps y su completa integración con la búsqueda de lugares, comercios, guía de rutas compatible con transportes públicos y, cómo no, el potente navegador GPS giro a giro Google Navigation, convirtiéndose en uno de los mejores sistemas de navegación gratuitos actualmente disponibles. Apple decidió adentrarse en la senda de los mapas creando su propia aplicación para iOS 6 con la que han tenido más de un problema, habiendo desterrado a la opción de Google de sus iPhone, iPad y iPod. Aunque Google ha venido no hace mucho a solucionar los dolores de cabeza de los usuarios de la manzana con una revisada y actualizada Google Maps, que incluye Google Navigation y un buen montón de calidad en posicionamiento.

Después de las pruebas, descargas y que millones de incondicionales de Apple hayan descargado masivamente la nueva aplicación de mapas, sobreviene la pregunta: ¿es mejor Google Maps para Android que Google Maps para iOS? Lo lógico sería decir que no, ya que Google debería de tenerle más cariño a su sistema operativo, pero lo cierto es que tenemos nuestras dudas, y eso que llevamos años utilizando la versión de Android. Por eso, ¿por qué no subimos a ambas versiones a la mesa de las comparativas? Pues veamos qué sale de aquí…

Algo que nos llama poderosamente la atención es que Google ha unificado mucho más las distintas aplicaciones incluidas dentro de Google Maps en iOS, haciendo un conjunto indisoluble que mantiene la misma estética y diseño entre menús. Esto sin duda es algo lógico, ya que Apple mantiene muchas más restricciones en cuestión de interfaces que lo que plantea Google en Android, consiguiendo una experiencia mucho más homogénea en todas las aplicaciones. Cierto es que en Android también se ha ido unificando todo bastante dentro de la app por excelencia de mapas, habiéndose integrado Places o Lugares dentro de la aplicación además de Latitude o el registro de visitas, estando algunas en un inicio fuera de Google Maps. Algo que ocurre con Google Navigation, a la que se accede desde la propia Google Maps o por la app separada. Por contra, en la versión de iPhone se encuentran todas las opciones unidas dentro del servicio de mapas, lo que la hace mucho más efectiva y, sobre todo intuitiva. Más que la versión de Android.

En cuestión del aspecto de la presentación de mapas, ambas versiones ofrecen el mapeado clásico que todos reconocemos en la app, con idéntico diseño topográfico que también se puede encontrar en el navegador de escritorio. La vista principal es más limpia en iOS, ya que todas las opciones están más escondidas dentro de esta versión, mostrando sólo las más imprescindibles. Así, dentro de las capas nos será posible sólo seleccionar tres: tráfico, transporte público y satélite, accediéndose a ellas dentro de una diminuta pestaña situada en la parte inferior derecha de la pantalla a la que es difícil acceder si utilizáis según que fundas. Por contra, en Android dispondremos de capas añadidas, como son el relieve, Latitude, opción de cargar “Mis mapas” (mapas sin conexión que sólo podremos descargar en Google Maps para Android) y los puntos geográficos relacionados con artículos de la Wikipedia. Como ya hemos dicho, preferimos la opción integrada en iOS, ya que despeja la pantalla centrando la vista en nuestra posición sobre el mapa, aunque sea a cuenta de prescindir de capas.

En lo que respecta a la carga de un punto concreto sobre el mapa, con sólo mantener pulsado nos saldrá el ancla en iOS o un recuadro en Android, mostrando el nombre del lugar. Esta información se visualiza en forma de submenú inferior en el caso del iPhone, pudiendo ampliar la info si desplazamos la pantalla desde abajo hacia arriba. Y accederemos a la práctica vista de Street View, ofreciendo experiencia similar en ambas versiones. Aunque el uso del muñeco para arrastrar el zoom en la versión Android dota de mucha más sencillez y potencia a los smartphones y tablets con este sistema, obteniendo un punto de superioridad.

Dejando de lado el posicionamiento sobre el mapa, tenemos que Google incluye planificación de rutas en su Google Maps, idéntico para ambos. Como ya saben los viejos poseedores de un iPhone, el sistema de rutas creaba punto por punto la unión entre destino y partida, pudiendo obtener sobre el mapa dichas rutas además de seleccionar el tipo de transporte, con horarios y precios si usamos los medios públicos. Esto sigue existiendo en las dos versiones recientes de Google Maps que comparamos, además de sumarse la verdadera navegación GPS giro a giro incluida en Android ya desde la versión 2.0, estrenada con el famoso Motorola Droid o Milestone. Google Navigation es uno de los GPS más fiables y rápidos que se pueden usar, estando disponible ahora también en iOS 6. Os aseguramos que sólo por esto ya vale la pena instalar la actualización, y eso que hay aplicaciones similares realmente buenas, como Waze.

Google Navigation hace uso de la conexión 3G para descargar en tiempo real el plano y la ruta, mostrando un mapa sencillo con indicaciones claras y concisas, siendo idéntico su aspecto en iPhone y Android. Y realmente bueno, porque centraremos la vista en lo que más importa, alejándola de elementos accesorios en los GPS, como edificios en 3D o exceso de indicaciones. Aun así, existen claras diferencias que consiguen inclinar la balanza del lado Android, al menos en lo que respecta a Google Navigation: en esta versión podremos seleccionar capas con los POI más destacados, además de disponer de modo nocturno automático o, algo que nos parece imprescindible, posibilidad de recálculo de ruta, por lo que podremos variarla si sabemos que hay algo que nos enturbiará el camino. Esto en iOS aún no existe, aunque estamos seguros que Google lo irá solucionando en futuras actualizaciones.

Tras comparar a fondo Google Maps para Android y Google Maps para iPhone, no podemos negar que nos gusta mucho más el pulido a la interfaz que le ha proporcionado a la segunda versión, obteniendo unas transiciones entre las distintas funciones intuitivas, vistosas y sin necesidad de añadir más botones sobre el mapa. Por contra, se nota que Google Maps para Android está más evolucionado, mostrando un mayor número de opciones con capas o elementos que se nos hacen imprescindibles, como la selección de un mapa para tenerlo sin conexión o el recálculo de rutas. Aunque estas funcionalidades tampoco estuvieron en los inicios de Google Maps para smartphones, así que todo irá llegando. Ahora bien: ¿obtendremos el mismo rediseño de la interfaz para la versión de Android? Esperemos que así sea.

Podéis descargar Google Maps para Android desde aquí, estando la versión de iPhone disponible aquí. Ambas, por supuesto, gratuitas.

Sobre el autor ()

Escritor aficionado y profesional del "picateclas", soy un enamorado de los móviles desde que cayó en mis manos un Alcatel One Touch Easy de Airtel hace más de doce años. Adoro Android y ya he tenido cuatro móviles con este sistema. Colaboro en varias páginas más de la red de bemoob y podéis encontrarme en Twitter, soltando cualquier cosa que se me pase por la cabeza. Y es una amenaza...

Escribe un comentario